Sin categoría asignada

¡Hagamos Responsive Retail!

2015

ResponsiveRetail_RetailIntelligence

Estos últimos años, las aspiraciones y los comportamientos de los consumidores han evolucionado priorizando, entre otras cosas, la inmediatez.

El uso de smartphones, tablettes y otros objetos conectados han modificado los hábitos de consumo de sus usuarios y la relación entre ellos y el comercio. Antes los consumidores debían adaptarse a las leyes del comercio si deseaban adquirir ciertos productos, ahora la pelota ha cambiado de campo y el comercio ha de adaptarse a sus consumidores si quiere mantenerse en la línea del éxito. Hoy, los consumidores buscan inmediatez y movilidad en sus maneras de consumir. Esperan recibir la mejor oferta en términos de producto, precio, servicio, al momento y donde sea.

En este contexto, las estrategias omnicanales intensivas y la digitalización del punto de venta tienen sentido y valor en cuanto al enriquecimiento de la experiencia del consumidor en el punto de venta, la coherencia de la marca y la interacción con sus clientes.

Asimismo, el sector del retail está en pleno proceso de mutación y las razones son múltiples. Por un lado, el avance tecnológico, también las transformaciones societales y los mecanismos de creación de valor en el capitalismo contemporáneo. A raíz de estos cambios, de los nuevos comportamientos de los consumidores brota una nueva figura de shopper más autónomo, más estratega, que reivindica ser el ganador de cualquier relación comercial y que dispone de dispositivos numéricos que le sirven de capa de súper héroe.

El comercio entra en la era de responsive retail y se adapta a clientes que son cada día más expertos, más móviles y más volátiles. En contrapartida, las marcas han de ser más atentas y reactivas a las necesidades y deseos de sus consumidores. El argumento del precio ya no sirve, las marcas enamoran a sus consumidores por pragmatismo y por ser el resultado de un compendio de sentimientos hedonistas donde el valor es simbólico. En la sociedad hiperconsumista importa más el “ser†que el “tenerâ€, el marketing conocedor de su entorno ha adoptado su nueva palabra clave “experienciaâ€: comprar y consumir ha de ser generador de emociones positivas y memorables.

¿Ya estás preparado?